1 de octubre de 2022

¿El Aguacate es realmente la solución que Colombia necesita?

Por: Cristian Peña.

Aguacate, el producto que tanto dio de qué hablar en el 2018 como propuesta productiva en Colombia, pero, ¿es realmente una solución? o como siempre pasa ¿taparíamos un hueco para abrir 10?

El aguacate es el alimento de moda que cada vez va tomando más vuelo en Europa, en donde hace unos años este era desconocido; actualmente el mercado europeo demanda una media de entre 5.000 y 5.500 toneladas semanales, esto abre la posibilidad enorme a Colombia de que lidere el mercado de exportación de este producto y con esto lograr sacar de la miseria a millones de campesinos y de paso generar millones de empleo. Hasta ahí todo va bien incluso suena una epopeya hecha realidad, pero así mismo nos vendieron la idea del fracking y creo que todos conocemos los daños medioambientales terribles que tiene esta práctica, ahora ¿el aguacate es igual?

Un cultivo de aguacate utiliza casi el doble de agua que un bosque de varias hectáreas, tanto es así que algunas cifras estiman que, para producir un kilo de aguacates se necesitan 2.000 litros de agua lo que significa que dependiendo del crecimiento de este mercado, estaríamos desgastando nuestras fuentes hídricas con daños irreparables al medio ambiente y tarde que temprano el hombre tendrá que entender que SIN AGUA NO HAY VIDA. Con esto, no se pretende poner en tela de juicio la cultivación del aguacate pero sí se cuestiona poner esta idea como la solución a todo el tema del agro colombiano.

Creo que el político que quiera dar una propuesta congruente al agro, debe tener en cuenta las afectaciones de nuestros campesinos, así como las afectaciones al medio ambiente y en vez de reemplazar un cultivo por otro, se le debe dar la oportunidad al campesino de que este pueda competir de una manera más justa con respecto a los importadores de productos agrícolas e incentivar a la población a comprar a productores colombianos.